Latest Entries »

Resumen del año 2013

WordPress.com prepararó un informe sobre el año 2013 de este blog.

Aquí hay un extracto:

Un tren subterráneo de la ciudad de Nueva York transporta 1.200 personas. Este blog fue visto alrededor de 6.300 veces en 2013. Si fuera un tren de NY, le tomaría cerca de 5 viajes transportar tantas personas.

Haz click para ver el reporte completo.

Anuncios

Coronilla de la Divina Misericordia

Esta coronilla la enseñó Jesús a Santa María Faustina Kowalska, diciéndole que esta oración es para aplacar Su ira.

Así nos enseña Jesús a rezarla:

“Esta oración es para aplacar Mi ira, la rezarás durante nueve días con un rosario común, de modo siguiente: primero rezarás una vez el Padre nuestro y el Ave María y el Credo, después, en las cuentas correspondientes al Padre nuestro, dirás las siguientes palabras: Padre Eterno, Te ofrezco el Cuerpo y la Sangre, el Alma y la Divinidad de Tu Amadísimo Hijo, nuestro Señor Jesucristo, como propiciación de nuestros pecados y los del mundo entero; en las cuentas del Ave María, dirás las siguientes palabras: Por su dolorosa Pasión, ten misericordia de nosotros y del mundo entero. Para terminar, dirás tres veces estas palabras: Santo Dios, Santo Fuerte, Santo Inmortal, ten piedad de nosotros y del mundo entero” (Diario,476)

Además, al finalizar se puede decir 3 veces:

Oh Sangre y Agua que brotaste del Corazón de Jesús como Fuente de Misericordia para nosotros, en Vos confío.

y/o

Jesús, en Vos confío.

¿Qué más nos dice Jesús de esta coronilla?

“Reza incesantemente esta coronilla que te he enseñado. Quienquiera que la rece recibirá gran misericordia a la hora de la muerte. Los sacerdotes se la recomendarán a los pecadores como última tabla de salvación. Hasta el pecador más empedernido, si reza esta coronilla una sola vez, recibirá la gracias de Mi misericordia infinita. Deseo que el mundo entero conozca Mi misericordia; deseo conceder gracias inimaginables a las almas que confían en Mi misericordia.” (Diario, 687)

“A las almas que recen esta coronilla, Mi misericordia las envolverá en vida y especialmente a la hora de la muerte.” (Diario, 754)

” Defenderé como Mi gloria a cada alma que rece esta coronilla en la hora de la muerte, o cuando los demás la recen junto al agonizante, quienes obtendrán el mismo perdón. Cuando cerca de un agonizante es rezada esta coronilla, se aplaca la ira divina y la insondable misericordia envuelve al alma y se conmueven las entrañas de Mi misericordia por la dolorosa Pasión de Mi Hijo.” (Diario, 811)

“Oh, qué gracias más grandes concederé a las almas que recen esta coronilla; las entrañas de Mi misericordia se estremecen por quienes rezan esta coronilla. Anota estas palabras, hija Mía, habla al mundo de Mi misericordia para que toda la humanidad conozca la infinita misericordia Mía. Es una señal de los últimos tiempos, después de ella vendrá el día justicia. Todavía queda tiempo, que recurran, pues, a la Fuente de Mi Misericordia, se beneficien de la Sangra y del Agua que brotó para ellos.” (Diario, 848)

“Hija Mía, anima a las almas a rezar la coronilla que te he dado. A quienes recen esta coronilla, Me complezco en darles lo que Me pidan. Cuando la recen los pecadores empedernidos, colmaré sus almas de paz y a la hora de su muerte será feliz. Escríbelo para las almas afligidas: Cuando un alma vea y conozca la gravedad de sus pecados, cuando a los ojos de su alma se descubra todo el abismo de la miseria en la que ha caído, no se desespere, sino que se arroje con confianza en brazos de Mi misericordia, como un niño en brazos de su madre amadísima. Estas almas tienen prioridad en Mi Corazón compasivo, ellas tienen preferencia en Mi misericordia. Proclama que ningún alma que ha invocado Mi misericordia ha quedado decepcionada ni ha sentido confusión. Me complazco particularmente en el alma que confía en Mi bondad. Escribe: cuando recen esta coronilla junto a los moribundos, Me pondré entre el Padre y el alma agonizante no como el Juez justo sino como el Salvador misericordioso.” (Diario, 1541)

” A través de ella obtendrás todo, si lo que pides está de acuerdo con Mi voluntad” (Diario, 1731)

Además de rezar esta coronilla como novena, se puede rezar cada día

Poema: Jesús Sacramentado

Visita a Jesús Sacramentado¡Qué solito está Jesús en los Sagrarios del mundo!

¡Qué maldad tiene el hombre al olvidarse de su Dios!

¡Ofrezcámosle amor, reparación y desagravio!

Importante es considerar el amor del Señor,

que por ti y por mí de amor se encarceló,

esperándote en el sagrario, mendigando tu amor.

El Rey de los reyes se hace sirviente,

en sirviente de amor se convierte,

pero el hombre ingrato, le hiere el

corazón dejándolo a un costado.

A pesar de todo, Jesús Sacramentado,

no se arrepiente de estar en ese estado,

porque nos ama con locura, a pesar

de tantas injurias a Su Corazón Sagrado.

Si el Amor de Dios, del nuestro dependiera

¡Qué terrible tragedia! Ya nada seríamos,

pero en Su admirable Amor, nos ama a

pesar de nuestra elección.

Oh precioso misterio, de insondable amor.

Jesús, te hiciste sacramento, y allí en la

Hostia te has quedado, para darle Vida

y Vida en abundancia a tu rebaño.

¡Bendito y alabado seas por siempre Jesús

Sacramentado! ¡Qué todos los pueblos te

alaben y te ofrezcan amor y desagravio,

y tus heridas cicatricen, oh Amor Sacramentado!

Autora: Julieta Alejandra Chervienski

Sacramentado

Los cirios refulgen sus luces doradas,

Las flores perfuman encima, el altar,

Y un velo de novia de gasas aladas

Espera a la novia que va desposar.

No tiene la novia, esposo terreno,

No tiene la novia, su amante carnal,

Es Cristo que espera la flor de su seno

Y es nube de incienso, el lecho nupcial.

 

Formando el cortejo, de negro tocadas

Las siervas de Cristo esperan llegar,

A la blanca novia y están sus miradas

Suspensas y graves, con dulce mirar.

Las filas se abren y el órgano, grave,

Modula en su canto la voz del Señor,

La novia de Cristo, con temblor de ave,

Ofrece sus trenzas que un ángel tejió.

 

Con áureas tijeras las trenzas cercenan

Y cubren la frente con negro mantón,

las campanas suenan, la música canta,

Y hay más de un sollozo dentro del corazón.

Consagrada al cielo, se va la monjita,

Adiós dijo al mundo y a todos adiós,

Mientras que de hinojos, una viejecita

Solloza: ¡Adiós, hija, para siempre adiós!

 

Este vals fue compuesto por:

Letra : Augusto Alberto Canstatt

Música : Hilario R. Cuadros

El Silencio

Todos tenemos que hacer silencio, no solamente los religiosos o monjas de clausura.

Muchos piensan que el silencio es solamente la ausencia de ruidos exteriores, o no escuchar nada. En parte está bien, pero hay varios tipos de silencios:

1. El silencio de la lengua:silencio de la lengua quizá, sea éste el más conocido. Hacer silencio de la lengua es por ejemplo: no criticar al prójimo, no hablar de más, o sea no agregar en la conversación cosas que no sean necesarias, y que muchas veces pueden hacer sentir mal a las personas o incomodarlas; no preguntar cosas innecesarias solamente por curiosidad, no decir insultos… cada uno sabe lo que le cuesta.

2. El silencio de la vista: Taparse los ojospor ejemplo; no mirar cosas que no debemos, o que sabemos que están mal. No mirar el defecto ajeno para criticarlo. Cada uno puede y debe pensar qué cosas entran por nuestra vista, para así poder cambiar las que están mal, es decir, hacer silencio y no mirarlas.

3. El silencio del oído: silencio del oídopor ejemplo; no escuchar lo que las demás persona charlan entre sí, y por tanto, no meternos así porque sí en sus conversaciones, porque muchas veces podemos arruinar o hacer sentir mal al prójimo. No meternos en las conversaciones o preguntar ¿qué? cuando escuchamos nuestro nombre. Tenemos que ser discretos, esto es lo que hace el silencio. Cada cual mire lo que le cueste.

4. El silencio de la memoria e imaginación: cambiar de pensamientoeste tipo de silencio quizá sea el más difícil de todos los anteriores, ya que la memoria y la imaginación no son algo material, no son como los ojos, la lengua o el oído. Para poder hacer este silencio necesitamos de los anteriores, ya que, por ejemplo: si he mirado algo que está mal, eso queda guardado en la memoria (como todas las cosas que miramos y hacemos), en algún momento la memoria nos hace recordar aquello que vimos y la imaginación le pone color, es decir, lo hace más agradable y es allí donde nos viene la tentación y podemos caer en el pecado, ya sea venial o mortal, según la materia que se trate y si consentimos o no con aquel mal pensamiento (que puede ser de soberbia, avaricia, lujuria, ira, gula, envidia o pereza). Cada cual puede pensar cuáles son sus pensamientos y si concuerdan con los de Dios, para cambiarlos por los Suyos, no sea que Jesús también nos diga nosotros como a San Pedro: “…¡Aléjate, Satanás! Quieres hacerme caer. Piensas como los hombres, no como Dios.” (Mateo 16, 23)

Entonces ¿Cómo luchar contra lo que nos quiere robar el silencio (ya sea, el de la lengua, la vista, el oído o la memoria e imaginación)?

* Con la oración debemos luchar, que es una de las armas del cristiano, ya que ¿Quién más fuerte que Dios?¿Quién más fuerte que Él, si ya venció con su muerte
? Podemos rezar el Rosario, la Coronilla de la Divina Misericordia, Avemarías, Padrenuestros, Salves, Magnificats, el Veni Creator Spiritu (Ven Creador Espíritu), nuestras devociones, lo que queramos y nos ayude en ese momento.

* Irnos, si podemos, del lugar en el que estamos para no caer en el pecado. Huir no siempre es de cobardes, eso lo decía Santa Teresita del Niño Jesús y de la Santa Faz.

* Si quiero hacer silencio de la memoria e imaginación ante una tentación, puedo cambiar el objeto que tengo en la mente y, por ejemplo puedo decir: ¿Qué tenía que hacer a la tarde? y ponerme a pensar en lo que tenía que hacer. También, puedo cambiar de actividad, por ejemplo: estoy estudiando y se me viene tal pensamiento que no me deja estudiar, entonces pudo irme a colgar la ropa, y puedo ir rezando. Que el demonio no nos encuentre sin actividad, porque allí aprovecha para tentar.

Dios, habla muy bajo y el demonio muy alto y con mucho ruido.

Espero les haya servido esto,  y pidamos al Señor que nos ayude a ser almas silenciosas, ya que tenemos mucho ruido y poco silencio. Pidámosle a la Santísima Virgen María, que nos enseñe a hacer silencio, ella que fue el alma más silenciosa en la tierra.

Primer imagen pintada por Eugenio K.

Primer imagen de Jesús Misericordioso.

La Fiesta de la Divina Misericordia, se celebra todos los años el domingo después de Pascua. Este año 2013, cae el 7 de abril.

Esta Fiesta, fue instituida por el pedido que Jesús le hizo a Santa María Faustina Kowalska (1905-1938).

El Señor Jesús, le comunicó el mensaje de Su Misericordia para que sea conocida y venerada en todo el mundo.

Ya que estamos hablando de la Fiesta de la Divina Misericordia, voy a escribir algunas palabras de Jesús, a Faustina:

“… Deseo que haya una Fiesta de la Misericordia. Quiero que esta imagen que pintarás con el pincel, sea bendecida con solemnidad el primer domingo después de Pascua de Resurrección; ese domingo debe ser la Fiesta de la Misericordia.” (Diario, 49)

Una vez, oí estas palabras: Hija Mía, habla al mundo entero de la inconcebible misericordia Mía. Deseo que la Fiesta de la Misericordia sea refugio y amparo para todas las almas y, especialmente, para los pobres pecadores. Ese día están abiertas las entrañas de Mi misericordia. Derramo todo un mar de gracias sobre las almas que se acercan al manantial de Mi misericordia. El alma que se confiese y reciba la Santa Comunión obtendrá el perdón total de las culpas y de las penas. En ese día están abiertas todas las compuertas divinas a través de las cuales fluyen las gracias. Que ningún alma tema acercarse a Mí, aunque sus pecados sean como escarlata. Mi misericordia es tan grande que en toda la eternidad no la penetrará ningún intelecto humano ni angélico. Todo lo que existe ha salido de las entrañas de Mi misericordia. Cada alma respecto a mí, por toda la eternidad meditará Mi amor y Mi misericordia. La Fiesta de la Misericordia ha salido de mis entrañas, deseo que se celebre solemnemente el primer domingo después de Pascua. La humanidad no conocerá paz hasta que no se dirija a la Fuente de Mi misericordia.” (Diario, 699)

“… Sí, el primer domingo después de Pascua es la Fiesta de la Misericordia, pero también debe estar presente la acción y pido se rinda culto a Mi misericordia con la solemne celebración de esta Fiesta y con el culto a la imagen que ha sido pintada…” (Diario, 742)

“… Para que cada alma exalte Mi bondad. Deseo la confianza de Mis criaturas  invita a las almas a una gran confianza en Mi misericordia insondable. Que no tema acercarse a Mí el alma débil, pecadora y aunque tuviera más pecados que granos de arena hay en la tierra, todo se hundirá en el abismo de Mi misericordia.” (Diario, 1059)

“… Deseo conceder el perdón total a las almas que se acerquen a la confesión y reciban la Santa Comunión el día de la Fiesta de Mi Misericordia…” (Diario, 1109)

Creo que con todo lo anterior, no hace falta agregar más nada para explicar esta Fiesta.

Jesús pidió, que nueve días antes de la Fiesta se rezara la coronilla que Él enseñó, como novena. Se empieza el viernes santo.

Hoy 20 de enero de 2013, tuve la alegría de poder compartir junto con las Hermanas de Santa Marta, las Hermanas de la Caridad de Santa Juana Antida,  y Amigos/as de Santa Marta, los 60 años de vida consagrada al Señor de la hermana Ana Juditha, que religiosa de las Hermanas de Santa Marta.

En sus 60 años de vida consagrada

En sus 60 años de vida consagrada

La celebración se inició con la Santa Misa, en la cual la hermana Ana Juditha junto con las demás hermanas de Santa Marta renovaron sus votos.

Luego de la Misa hubo un encuentro común con todas las personas que fueron a la celebración de esta boda de diamante.

La hna. Ana J. cortando la torta.

La hna. Ana J. cortando la torta.

Además, luego del encuentro común se miró un video, con imágenes de la hermana y algunas frases características del carisma de Santa Marta, que es: “manifestar la ternura de Dios Padre, prolongando en la Iglesia el misterio de Cristo Servidor.”

Fue una muy linda celebración, y como dijo el sacerdote que presidió la celebración “un gran signo para este tiempo en el cual vivimos”,”un ejemplo de fidelidad”. En verdad es un hermoso signo ver una hermana que ha llegado a 60 años de fidelidad y amor a Dios, así como también al prójimo; dándonos la certeza de que también hoy, con la Gracia de Dios, podemos ser fieles a Él y amarlo a pesar de todo, y no sólo en la vida consagrada sino también en el matrimonio, tan olvidado hoy por muchos. Nos da la certeza, de que como anteriormente dije, ser fieles a Dios allí donde Él nos ha puesto.

¡Qué gran Don es la Gracia de la vocación religiosa! Dios, el Altísimo, el Omnipotente, llamó, sigue llamando, y llamará a Su creatura a ser su Esposa para siempre ¡Es tan grande Su Misericordia! Ella, Su Misericordia, sobrepasa los límites de nuestra misera y elevándonos hacia Él, llama a su criatura hacia Su bondad infinita, que jamás nuestra miseria podrá agotarla, porque se unde en Él, como una gota de agua en el inmenso océano. Viendo tal bondad del Señor, y sintiendo Su creatura que Él la llama a esa unión de Amor ¿Podrá acaso aquella alma rechazar la invitación de Su Magestad? ¿Podrá quedarse como una piedra, al ver que Señor de los señores se abaja hacia ella pidiendole que sea Su Esposa? ¡Qué gran dicha y confusión debe ser la de aquella alma escogida! ¡Qué gran Gracia la de la vocación religiosa! ¡Un llamado al Servicio, ya sea en la vida coDivino Corazon de Jesusntemplactiva o activa!

Roguemos al Señor, que así como la hermana Ana Juditha, todas las chicas que escuhan el llamado amoroso de Jesús, el llamado a seguirlo a Él, imitando su pobreza,para sólo a Él poseerlo; castidad, para amarlo únicamente a Él y obediencia, para obedecerlo siempre, le respondan con gran generosidad, con un sí grande como el de la Virgen María “He aquí la esclava del Señor, hágase en mí sugún tu palabra” o como Samuel cuando el Señor lo llamaba y Él le respondió: “Habla, porque tu servidor escucha” (1 Samuel 3, 1-12).

Actualmente el Señor llama a muchas jóvenes, por eso oremos por ellas, ya que mucho le duele a Jesús que no le permitan derramar Su Amor en ellas, que el Señor agudize sus oídos para ser fiel a Su plan, que Él en su infinita Misericordia ha dispuesto desde toda la Eternida para cada creatura Suya.

¡Seas por siempre bendito y alabado Señor, por Tu Misericordia sin límites!

¡Seas por siempre bendito y alabado Señor, por las diversas vocaciones en el mundo!

¡Seas por siempre bendito y alabado Señor, por hacer todo bien!

¿Hay vida después del parto?.

Es un enlace a la Web Católica de Javier, muy linda reflexión.

vivir el día de hoy

Muchas veces nos preocupamos y angustiamos por mirar el pasado o pensar en el futuro demasiado…

¿Qué es el pasado?reloj de arena
Es un hecho, algo de mi vida que ya pasó, ya sea un sufrimiento o una alegría, pero lo que sabemos es que ya pasó.

¿Qué es el futuro?futuro incierto Es algo que aún no ha sucedido, seguramente una probabilidad pero como tal aún no es un hecho.

Entonces si no tenemos ni el pasado ni el futuro ¿Qué tenemos? Tenemos el tiempo presente, el hoy no el ayer ni el mañana, porque el ayer ya pasó y el futuro es incierto. Tenemos que vivir HOY, porque es el tiempo que nos pertenece. Tiempo en el cual podemos realizar muchas cosas o algunas según nuestra capacidad, HOY es el momento para enmendar nuestra vida, vivirla.hoy

Con esto no digo que esté mal mirar el pasado o el futuro, sólo digo que no tenemos que vivir en los dos tiempos anteriores, ya que no podemos porque no está en nuestras manos.

Voy  a citar unas frases de San Pío de Pietrelcina:Padre Pío

“Quien tiene tiempo, no demore. No dejemos para mañana lo que podemos hacer hoy. Del bien de “después” hay pozos repletos… y ¿Quién dice que mañana estaremos vivos? Escuchemos la voz de nuestra conciencia, es como la del profeta: “si hoy escucháis la voz del Señor, no cerréis vuestros oídos”. Resurjamos y atesoremos; solo es nuestro el momento que huye. No pongamos tiempo entre un momento y otro: no está a nuestro alcance.”

“Si malgastas el tiempo, desprecias el don de Dios, “el presente”, que su infinita bondad da a tu amor, a tu generosidad.”

Ya que comienza un nuevo año, lleno de sorpresas, les propongo que eligan un santo y una santa a la cual acudan principalmente en este año, que sean su patrones por este año.

En la Misa de ayer, un sacerdote propuso lo mismo y que recemos para conocer quién debe ser, por eso lo quiero compartir con ustedes.

¿Cómo podemos hacer para elegir al santo y a la santa? Santos

Una forma que se me ocurrió es cortar papelitos del mismo tamaño y separarlos por dos grupos: uno que será para poner el nombre de los santos, y el otro para las santas. Luego de poner los nombres de los santos/as (de los que conozcamos las vida y de los que no, ya que podemos aprender sobre ellos), hecmos con los papelitos bolitas, y luego los ponemos en dos bolsas separadas: una para los santos y otra para las santas, o podemos usar una sola bolsa pero primero ponen un grupo y después el otro. Algo importante es pedirle al Espíritu Santo que nos guíe Él para que saquemos el santo y la santa que Dios quiera que salgan elegidos. Luego de esto hacemos el “sorteo” y vamos a tener dos patrones para el año que comienza: un santo y una santa.

Si no conocemos la vida de los santos que nos han tocado, las podemos buscar en internet, o en un libro, etc. Así podremos conocer mejor al santo/a.

A mí me han tocado San Lorenzo, mártir y diácono; y Santa Mónica. Al principio me pareció un poco raro que me haya tocado Santa Mónica, pero al buscar información sobre ella me puse contenta por su vida y por tenerla como patrona, algo parecido me pasó con San Lorenzo.

Espero que les sirva esta publicación. ¡Qué Dios los bendiga en este año!